Tratamiento dietético personalizado

Tratamiento dietético personalizado con los siguientes pasos:

Mediante un analizador de grasa corporal, se determina la masa grasa, la masa muscular y el agua corporal total y por segmentos (brazos, piernas y tronco). También se calcula el metabolismo basal, el índice de masa corporal y los valores aconsejados. En base a los resultados obtenidos, el médico elabora una dieta personalizada con la ingesta nutricional diaria y la previsión de perdida de peso en función de la dieta. La importancia de hacer una dieta personalizada radica en que cada uno de nosotros tenemos un mecanismo para perder peso, dependiendo de nuestra constitución, edad, metabolismo, altura, los hábitos de vida y los cambios hormonales (sobretodo en las mujeres) La dieta se elabora por un determinado período de tiempo. Pasado este período, el paciente tendrá otra cita con el médico para analizar la evolución de la pérdida de peso y volumen (en funcion de la zona) y elaborar, si hiciera falta, otro plan de dieta. Todo ello con un cambio en el hábito alimenticio y con una posible ayuda farmacológica. Mediante el aprendizaje de unos principios básicos para una alimentación sana y equilibrada, se optimizan los resultados de una dieta estable y, sobre todo, se mantiene el peso con facilidad. El éxito del resultado final sólo se conseguirá con la modificación de los hábitos incorrectos asociados a la alimentación.

La farmacoterapia moderna, siempre bajo el control de médicos cualificados, representa un apoyo fundamental en los tratamientos de reducción ponderal: desde la fitoterapia (plantas medicinales, como la alcachofa, la cáscara sagrada, la garcinia, la pasiflora, y otras muchas, adecuadamente preparadas y combinadas) a los fármacos de síntesis. Productos básicos, como los lipolíticos o los inhibidores de la absorción intestinal de lípidos; o complementarios, como los inhibidores del apetito, los laxantes, los diuréticos, los ansiolíticos, etc.

Aunque el 70-80% del gasto energético del organismo se produce sin nuestra participación (funcionamiento de los órganos, termoregulación, etc.), es muy importante, de forma complementaria realizar ejercicio de forma regular.

Toda dieta supone la necesidad de un escrupuloso respeto de las pautas terapéuticas establecidas: cantidades, calidades, restricciones, horarios, fármacos, conductas, etc. Toda transgresión "va a pasar factura", porque el organismo tiene una natural tendencia al ahorro y la reserva energética. Será siempre precisa una reeducación alimentaria para lograr la estabilidad de los resultados además de un control periódico.

1. DIETAS HIPOCALORICAS

Las dietas más habituales son las hipocalóricas equilibradas, es decir con un adecuado equilibrio entre hidratos de carbono, grasas y proteínas, amén de minerales, vitaminas y otros elementos esenciales. En términos generales, con una dieta hipocalórica equilibrada, realizada en régimen ambulatorio, se considera aceptable una pérdida de peso de 1 a 2 Kgrs por semana.

2. DIETAS DISOCIADAS

Las dietas disociadas, son las dietas en las que, por ejemplo, cada día de la semana se consume un solo grupo de alimentos (carnes, pescados, lácteos, verduras, etc). Con una dieta disociada, podemos perder hasta 1 Kgr al día. Se recomienda no hacerla más de dos días por semana.

3. DIETAS HIPERPROTEICAS – METODO PRONOKAL

Son también muy eficaces las dietas hipocalóricas hiperproteicas, que siempre deben realizarse bajo estricto control médico; su efectividad se basa en que, amén de ser hipocalóricas y muy fáciles de realizar, generan, por sí mismas, modificaciones metabólicas efectivas en el control del apetito y en la reducción de los depósitos grasos, sin modificación de la masa muscular.Las dietas pueden ser, además, parcial o totalmente sustitutivas, si se utilizan algunos o todos los alimentos en forma de preparados instantáneos. Con una dieta hiperproteica, en régimen ambulatorio, se pueden conseguir pérdidas de 3 a 5 Kgrs por semana.

El Método PronoKal® consigue el adelgazamiento reduciendo grasas y azúcares pero manteniendo la cantidad adecuada de proteínas que el organismo necesita para realizar sus funciones vitales.

Evidentemente no todos tenemos las mismas necesidades, de ahí la necesidad de un programa personalizado que además cuenta con la garantía de un control médico constante. Además, El Método PronoKal® incluye la aportación de complementos vitamínicos que evitan los estados carenciales.

El método se divide en tres etapas: adelgazamiento, reeducación alimentaria y mantenimiento.

En la primera de ellas, cuya duración varía según el peso que se precisa perder, se elimina hasta el 80% del sobrepeso

En la siguiente etapa se va perdiendo el peso restante mientras se introducen en la dieta todo tipo de alimentos y, tan importante como ésto, se adoptan nuevos hábitos dietéticos que ayudarán a mantener el peso conseguido.

clinica novosalud
Paseo de la Castellana, 54 Madrid
Avenida de la Libertad, Nº4 1ºD Murcia

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.